jueves, 22 de agosto de 2013

El confuso incidente del agente nervioso



El canciller iraní, Mohammad Javad Zarif dijo que el gobierno sirio no podría haber estado detrás del posible ataque con armas químicas ya que las fuerzas de Al-Assad llevan la ventaja en los enfrentamientos. Según Zarif "Si el uso de armas químicas es cierto, sin duda ha sido llevada a cabo por grupos terroristas”.

El Ministro de Asuntos Estratégicos israelí, Yuval Steinitz, dijo a Radio Israel que el "El mundo condena, el mundo investiga, el mundo finge. No hay nada tangible o importante se haya hecho en los últimos dos años para poner fin a la masacre incesante de Al-Assad contra sus ciudadanos". Eco de las declaraciones realizadas ayer por el Ministro de Defensa israelí, Moshe Yaalon, Steinitz dijo que de acuerdo a las "evaluaciones de Inteligencia israelíes, las armas químicas habían sido usadas en los suburbios rebeldes del Este de Damasco, y que no era la primera vez en la guerra civil en Siria”. No dio más detalles. 

El portavoz de Coalición Nacional Siria, Khaled Saleh, dijo en Estambul que "Esperamos que el número de muertos aumente, porque nos acabamos de descubrir un barrio en Zamalka donde hay casas llenas de gente muerta". El portavoz del Ejército Libre de Siria (ELS), Fahad Almasri, en París dijo que su oficina en Damasco había documentado 1.729 muertes tras el ataque del miércoles y agregó que unas 6.000 personas resultaron afectadas por problemas respiratorios.

En base a la revisión de las imágenes de satélite, Human Rights Watch (HRW) descubrió que los barrios afectados son predominantemente residenciales, con algunos almacenes, mercados y centros comerciales de la periferia junto a las principales carreteras. No hay aparentemente una planta química, eléctrica u otras instalaciones industriales de la zona, ni se cree que existan bases o instalaciones militares, lo que indica que las víctimas fueron afectadas por el resultado de ataques con armas convencionales contra este tipo de instalaciones. HRW identificó una planta farmacéutica, Tameco Pharmaceutical, que tiene 9 tanques de almacenamiento de alta presión probablemente utilizados para gas comprimido o líquido; sin embargo, la planta se encuentra a más de 2 kilómetros al sur de Ain Tarma y parece poco probable que esto podría haber sido la fuente de una fuga química masiva.

2 médicos dijeron a HRW que los afectados mostraron consistentemente síntomas tales como asfixia, respiración dificultosa, irregular y poco frecuentes; espasmos musculares, náuseas, espuma en la boca, líquido que sale de la nariz y los ojos, convulsiones, mareos, visión borrosa, irritación de los ojos y pupilas puntiformes; estos síntomas son consistentes con el envenenamiento por agente nervioso. Pero un activista de la localidad de Ayn Tarma dijo a HRW que él y otros vieron un misil lanzado desde la ciudad de Damasco -que luego de explotar- levantó una gran nube de humo y que la mayoría tenía máscaras para cubrir la boca pero no para los ojos y que éstos se le enrojecieron

Si se produce la liberación del sarín en el aire, las personas pueden estar expuestas por medio del contacto con la piel o con los ojos, también pueden estar expuestas al respirar el aire que contiene sarín; adicionalmente la ropa de una persona contaminada puede liberar sarín durante aproximadamente 30 minutos después de haber entrado en contacto con el gas sarín y esto puede causar la contaminación de otras personas ya que el sarín se descompone lentamente en el cuerpo, las personas que están repetidamente expuestas al sarín pueden sufrir efectos más dañinos en la salud. Por ello resulta curioso que los médicos y voluntarios que socorrieron a las víctimas en primera instancia lo hayan hecho protegidos solo con barbijos y no sufrieron los efectos de sarín o que los agentes sanitarios en las morgues no hayan padecido con la contaminación con la ropa de las víctimas.

Las potencias occidentales exigieron al gobierno de Siria que le permitan a los expertos en armas químicas de ONU un acceso inmediato a los suburbios de Damasco –en poder de los rebeldes- donde se han registrado los incidentes con el gas venenoso; el lugar se encuentra a unos pocos kilómetros del hotel donde reside el equipo de ONU. Muchos rebeldes y activistas de la oposición dicen que han perdido el interés en las promesas de investigaciones de la ONU o en la ayuda exterior, Bara Abdelrahman, un activista local, precisó que "Estamos a 7 kilómetros de distancia, a pocos minutos en coche, 5 minutos de donde se encuentran alojados. Estamos siendo exterminados con gas venenoso mientras ellos beben su café y se sientan dentro de sus hoteles."

Los cohetes utilizados en los 3 ataques -aparente con armas químicas- en las afueras de Damasco guardan sorprendentes similitudes con otros utilizados en al menos dos ataques anteriores en los que se reportó la utilización de un gas tóxico; los cohetes mostrados en las imágenes publicadas por los activistas sirios después de los ataques del miércoles, parecían haber sido fabricado dentro de Siria y eran de un tipo que fue utilizado por 1ra vez por las fuerzas de Al-Assad en Daraya -en el suroeste de Damasco- el 4 de enero de 2013. El mismo cohete también se ha implicado en otros dos ataques químicos reivindicadas en Adra -al noreste de la capital - el 11 de junio y el 5 de agosto, cuando fue nuevamente vinculado a un ataque químico.

El cohete es delgado de 3,5 metros de largo, parece ser compatible con explosivos o carga útil no convencional y tiene un acuerdo de aleta distintiva que incluye una pieza de cola circular que parece haber sido fabricado con las mismas especificaciones en cada caso, un perno y orificio del perno en la cola en el mismo lugar. La cuestión sigue siendo ¿Qué podrían ser estos cohetes caseros? En todos los casos se trata de municiones que la oposición ha afirmado que el gobierno ha utilizado, incluso antes de los ataques químicos, y que no coincide con ninguna munición conocida y utilizada en otras partes del mundo. Cuál es su carga, y la forma en que se ponen en marcha sigue siendo un misterio, en incluso en algunas imágenes aparece una sustancia negra desconocida.

El Gral. Martin E. Dempsey, Jefe del Estado Mayor Conjunto de EE.UU. respondiendo a una carta del Representante Eliot Engel -el demócrata de mayor rango en el Comité de Relaciones Exteriores- que "Es mi creencia que el lado que elijamos debe estar preparado para defender sus intereses y los nuestros, cuando el equilibrio se desplace a su favor. Hoy en día, no lo están". Dempsey precisó que "Podemos destruir la Fuerza Aérea Siria, pero eso podría también intensificar y comprometer potencialmente más a EE.UU. en el conflicto (…) el ejército estadounidense puede cambiar el equilibrio de poder en Siria, pero no puede resolver los problemas étnicos, religiosos y tribales subyacentes e históricos que alimentan el conflicto."

Expertos en armas químicas señalan no era clara la evidencia sobre qué sustancias químicas pueden haber estado involucradas y la forma en que se dispararon. Aunque los grupos de la oposición hablaban de cohetes que transportan cilindros de gas, los analistas coinciden que los gases al exterior -posiblemente un cóctel de compuestos- podrían haber sido liberados de otras maneras. Si se comprueba que el incidente fue un ataque químico masivo, este debe ser un punto de inflexión. Está claro que no hay soluciones fáciles para ponerle fin al conflicto sirio y las tropas terrestres estadounidenses no deberían ser desplegadas.

Es comprensible que EE.UU. quiera desentenderse la situación en Medio Oriente con 1.000 muertos en Egipto, coches bomba en Irak y la guerra civil en Siria; pero de comprobarse, un ataque químico masivo es una realidad completamente diferente. Si se encuentra que el gobierno sirio es responsable del incidente, la administración Obama y sus aliados europeos deberían considerar acciones que castiguen militarmente a Al-Assad. Y si la oposición siria llevó a cabo un ataque contra su propio pueblo, todo apoyo occidental a los rebeldes debe terminar de manera inmediata.

Si el régimen hizo uso de gas, ¿cuáles son sus motivos? Irak utilizó gas en la década de ´80 porque teníamuchas menos tropas que Irán y quería nivelar el campo de batalla; del mismo modo, el ejército sirio se ha reducido luego de las deserciones sunitas y las bajas pero aún puede controlar gran parte del país: sus recientes avances en el área de Homs fueron compensados ​​por las pérdidas alrededor de Aleppo, así como la caída de una base aérea militar de Menagh. Saddam Hussein gaseó a los kurdos y a los chiitas para frenar la insurgencia elevando el costo de la resistencia. ¿Podría el Baa’th han hecho esto? Este régimen mató al menos a 10.000 personas en Hama en 1982.




3 comentarios:

Agustin dijo...

Es tan absurdo que el regimen sirio monte un ataque con armas quimicas,cuando los observadores de UN estan en el pais.Esto en mi opinion solo tiene una lectura ,se trata de una brutal provocacion del salafismo sirio,un saludo,

ariel rolando garcia mena dijo...

Es Una total mentira detrás de esto esta EEUU y sus aliados

Luis Roman dijo...

¿Sera prudente esperar por los resultados de los inspectores de la UN para poder analizar una acción en contra del régimen Sirio? -No se debe permitir bajo ninguna circunstancias que este tipo de genocidio vuelva a ocurrir. Las naciones Unidas están prejuiciadas por los altos intereses políticos para poder reaccionar de forma parcial e responsablemente. E.U. se siente obligado a reaccionar bajo el papel de policía mundial, el derecho a la vida se ve interrumpido por el poder. Estamos más cerca de un conflicto mundial que el mero hecho de sobre guardar la vida a los civiles en Siria.
“Perdimos la guerra”; dijo el vencido; y el vencedor respondió; “Peor fue cuando perdimos la paz:”
Sergio Olarte.